Categorías
AHORRO INDEPENDENCIA FINANCIERA

La rueda del hámster

Como bien sabrás los hámster empiezan a correr en su ruedita despacito, pero cuanto más rápido corren más rápido se mueve la rueda y ya no pueden parar y tienen que correr aún más deprisa. Ese mismo efecto nos pasa a las personas con el dinero. Es la rueda del hámster financiera.

Empezamos ganando poco dinero cuando somos estudiantes, cuando somos becarios o cuando tenemos nuestro primer trabajo. Y esas primeras nóminas las estiramos como el chicle. Nos vamos de vacaciones de acampada, vamos a cenar a la bocatería del barrio…no nos lo pasamos mal para nada y son años maravillosos en los que nadie negará que disfrutamos muchísimo de la vida.

Entonces vamos creciendo en nuestro ámbito profesional y pasamos de hacer unas prácticas remuneradas a tener nuestro primer contrato. Y por supuesto ya lo de la acampada no nos suena tan bien y queremos irnos de vacaciones a un apartamento. Y seguimos cenando en la bocatería del barrio, pero ya de vez en cuando nos vamos a comernos una chuleta a un restaurante.

Y si las cosas han ido bien, de nuevo tenemos un aumento sustancial en nuestra nómina. Ahora ya las vacaciones las queremos en hotel y España ya se nos ha quedado pequeño, ahora queremos conocer mundo. Y ya casi no vamos a la bocatería del barrio, y se nos ha antojado probar de vez en cuando un estrella Michelin.

Un par de ejemplos

Os voy a poner los ejemplos de dos excompañeros míos de trabajo que dejaron mi empresa por otra en la que les pagaban más. Ambos consiguieron un aumento significativo en sus ingresos, el que menos de los dos unos 30.000€ anuales. Sigo en contacto con ellos y les tengo mucho cariño. Hablo con ellos con regularidad. Uno de ellos en menos de un año ya había dejado su piso y se había mudado a un chalet y el otro ahora conduce un BMW y a mandado a sus hijas a estudiar al extranjero.

Los dos han tomado unas decisiones muy buenas, y van a disfrutar muchísimo de sus coches, sus casas y de ver a sus hijos provistos con la mejor educación. Ojalá y yo pudiese estar en la misma situación que ellos. Pero con esto lo que quiero decir, es que nos pasa a todos. Sin quererlo, por la inercia de la rueda de la jaula en la que estamos metidos, cuanto más ganamos más gastamos. Y lo peor es que nos acostumbramos enseguida al nuevo nivel de ingresos.

El consejo de tu vecina

Mi consejo vecino….si has leído la entrada de la hormiga ahorradora verás que recomiendo dividir tus ingresos en partes iguales: una parte para gastos, otra para invertir y otra para ahorrar. Cuando tu nómina crezca, intenta que no se descompense, y sigue dividiendo tu nómina mínimo en la misma proporción que antes: aumenta sus gastos, tus inversiones y tu ahorro proporcionalmente a tus nuevos ingresos. Eso es el mínimo. Si consigues que la partida de gastos no suba tanto como la de ahorro y la de inversiones mucho mejor.

evita la rueda del hámster y págate tú primero para poder lograr la independencia financiera
Evita la rueda del hámster y págate tú primero

Pero recuerda, esto es el consejo que te da una simple vecina. Tú decides si aceptarlo y ponerlo en práctica o no. En cualquier caso, te deseo que tu nómina no pare de crecer.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *